viernes, 30 de septiembre de 2016

Madrid. Acto de Entrega XVII Trofeos Taurinos Feria de San Isidro 2016 del Círculo Bienvenida.




Acto de Entrega 
 XVII Trofeos Taurinos 
 Feria de San Isidro 2016

'FÁBULA TAURINA': David Mora
'FÁBULA GANADERA': Toro "Malagueño" de Alcurrucén
'ANTONIO BIENVENIDA': Enrique Ponce
'PEPE BIENVENIDA': Roca Rey, mejor estocada. 

  • Premios honoríficos
PREMIO "BIENVENIDA" A LA TORERÍA: D. Andrés Calamaro, cantante argentino.
"PAÑUELO DE ORO": D. Alfonso Fernández Díez, Jefe Superior de Policía de Madrid.




Prensa C. T. A. Dinastía Bienvenida
Fotografías Muriel
Madrid, 30 de Octubre de 2016.
Otro día más para el recuerdo en el seno del Círculo Taurino Amigos de la Dinastía Bienvenida con la espléndida celebración del acto de entrega de los XVII Trofeos Taurinos correspondientes  al Feria de San Isidro 2016, y otros honoríficos, que tuvo lugar en los salones del Gran Hotel Velázquez de la capital de España.

Tras el almuerzo de hermandad entre socios y amigos ofrecido a las personas merecedoras de estos Premios y Trofeos, se desarrolló la premiación programada, con la presentación y moderación de Juan Lamarca, empezando por la presentación del novillero venezolano Reinaldo Gil "El Táriba", alumno joven procedente de la Escuela Taurina "César Faraco" de San Cristóbal, y que fue ingresado este año por el Círculo Bienvenida en la Escuela de Badajoz, dirigida por el matador Luis Reina


Y así fue que en reconocimiento de Méritos al "El Tariba" por su buen aprovechamiento, y por sus exitosas actuaciones, recibió un diploma acreditativo que le fue entregado por su paisano Jesús Enrique Colombo, novillero ya con picadores y en plena y triunfal temporada en España y Francia.

El Premio "Bienvenida" a la Torería, otorgado al cantante argentino, músico y compositor. Andrés Calamaro, ausente por hacer gira por América en estas fechas, y cumpliendo su expreso deseo lo recibió en su nombre el matador Enrique Ponce.


El trofeo denominado "Pañuelo de Oro" correspondió al Jefe Superior de Policía de Madrid,Alfonso Fernández Díez, del que le hizo emotiva entrega Juan Lamarca, ex presidente de los festejos taurinos de Madrid, glosando se su decisiva intervención para que en el palco de las Ventas siga ejerciéndose la presidencia de las corridas  por miembros del Cuerpo Nacional de Policía, una institución con casi un siglo de experiencia en este desempeño legal, siendo responsabilidad del Jefe Superior la formación y selección de los presidente y de los integrantes de los equipos de Delegados gubernativos para la oportuna función reglamentaria a desempeñar.


Como es sabido, la revelación de la temporada, el peruano Andrés Roca Reyse encuentra en fase de recuperación debido a los graves percances sufridos frente a los toros, por lo que su justificada ausencia fue cubierta por su apoderado, el gran José Antonio Campuzano, que tomó en su nombre el Trofeo "Pepe Bienvenida"a la mejor Estocada del ciclo isidril, que le serviría para concluir una gran faena de dos orejas al toro de Conde de Mayalde


El ilustrativo y brillante relato lo personalizó  el prestigioso e independiente cronista José Antonio del Moral que también la entregó del trofeo concedido.

La actuación de Ponce ante el toro de Valdefresno, que hizo recordar a la aplicada tiempo atrás a su hermano del mismo hierro, Lironcito, fue realmente magistral aunque se produjera su fallo a espadas. Ello fue reconocido por el Jurado para otorgarle el Trofeo 'Antonio Bienvenida'.


Nuevamente el maestro Ponce hizo gala igualmente de sus dotes de orador para explicar su sentimiento y expresión artística, que fue valorada por la gentileza de José María Álvarez del Manzano, nuestro inolvidable alcalde de Madrid, del que recibió el preciado galardón.

Magistral fue la oratoria desplegada por Juan Miguel Núñez, santo y seña de la información taurina en la Agencia EFE, para expresar el gran éxito de la feria con el encuentro entre un gran toro como"Malagueño" de la ganadería de Alcurrucén,y su excepcional matador David Moradel que igualmente habló y no paró de su histórica tarde sobre el mismo venteño. en su reaparición tras dos años de sacrificada lucha y fe por conseguirla.


Tanto el ganadero de Alcurrucén, José Luis Lozano, como el matador David Mora expresaron su gratitud por los trofeos obtenidos, al tiempo de hacer un brillante y emocionante recorrido sobre el arte del buen ganadero y el arte del buen torear, cuyo triunfal resultado se pudo presenciar y disfrutar en la feria de San Isidro.

En el repleto salón del taurino Hotel Velázquez, se reunieron también amigos y socios de países hispano americanos, tales como Méjico, Colombia, Venezuela,Panamá y Argentina.









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada